Las grasas saludables

Las grasas saludables

Las grasas son una fuente de 
energía para nuestro organismo 
y si haces deporte y en especial 
fitness no debes prescindir de 
ellas ya que intervienen en los 
procesos energéticos y 
hormonales. 

Sin estas, nuestro sistema 
hormonal puede caer en picado, haciendo casi imposible el 
aumento de masa muscular e hipertrofia. Eso sí, hay que tomarlas en su justa medida ya que son densamente calóricas, pero no hay que tenerle pánico si sabes como tomarlas. 

Una cosa muy importante a tener en cuenta es que no se deben tomar junto a carbohidratos si estás a dieta de definición, ya que juntas dos fuentes de energía y si en esos momentos no las gastas, pues se te pueden acumular como grasa, es decir debes elegir o grasas o hidratos junto a tus proteínas pero no ambas fuentes energéticas.

Las grasas ayudan a mejorar el funcionamiento de tus hormonas, controlar tus niveles de insulina ya que no provocan salida de esta, y tardan en digerirse por lo que sacian y controlan tu apetito.

La membrana de nuestras células esta formada por una capa lipídica y es la que contribuye a mantener el equilibrio entre interior y exterior, es decir deja pasar los nutrientes y sustancias químicas al interior de la célula por lo tanto es muy importante que dicha membrana celular tenga este nutriente esencial.

Si haces deporte mi recomendación es que comas al rededor de 1 gramo de grasa por kilo de peso corporal magro si eres hombre ( aunque dependiendo de si estás en definición o volumen puedes aumentar o disminuir ) y si eres mujer incluso un poco más, hasta 1,5 gramos por kilo de peso magro ya que las chicas utilizan mejor la grasa como fuente de energía.

Las mejores fuentes de grasa son:

Frutos secos y semillas
Estas grasas son monoinsaturadas y además de sus beneficios protegen contra
las enfermedades del corazón.
Otra ventaja de la grasa en las nueces y semillas es que se mantiene la sensación de lleno durante más tiempo. Esto significa que sólo una pequeña porción de almendras, pistachos, nueces, nueces de macadamia, etc. pueden saciarte durante un par de horas, hasta la próxima comida.

El Coco
La grasa de coco es un poco diferente, sin embargo contiene los MCT (triglicéridos de cadena media) que actúan como una fuente de energía. Ellos pasan por alto la ruta habitual que la mayoría de las grasas tienen, y digieren mucho más rápido, por lo que una fuente disponible de energía. Esto puede ser particularmente útil para los atletas en un plan bajo en carbohidratos.

Los aguacates 
Los aguacates son unos de los alimentos mas saludables que existen debido a su grandísimo valor nutricional. Contiene más de 25 nutrientes esenciales incluyendo, gran cantidad de vitaminas y minerales, incluso mas potasio
que el plátano, así como grasas saludables, fibra, proteínas y unos beneficiosos fitoquímicos como el beta-sitosterol, la glutationa y la luteína, que ayudan a proteger nuetro organismo contra diversas enfermedades.


Carne roja
Junto con los beneficios de una mezcla de grasas saturadas y no saturadas, las carnes rojas es más alta que la carne blanca cuando se trata de ciertos aminoácidos como la creatina, y tiene la ventaja añadida de ser rica en proteínas, que siempre es beneficioso cuando se está a dieta. Aunque tampoco debemos abusar de ella.

Aceite de Oliva
El aceite de oliva extra virgen podría ser de gran ayuda para las personas que desean bajar de peso. Esto se debe a que aporta sensación de saciedad y contienen grasas saludables que podrían estimular la pérdida de peso. El aceite de oliva tiene una acción antiinflamatoria que podría ayudar a reducir dolores asociados con las articulaciones y los músculos.

Un reciente estudio determinó que las personas que consumen aceite de oliva frecuentemente en su dieta tienen menos incidencia de padecer cáncer. Este importante efecto podría estar relacionado con su alto contenido de ácido oleico, que es el ácido graso predominante en este alimento. Además, el aceite de oliva contiene antioxidantes, flavonoides, polifenoles y escualeno, los cuales también serían clave en este beneficio.

En un estudio publicado por la revista científica Diabetes Care se reveló que cualquier dieta mediterránea que tiene aceite de oliva es capaz de reducir los casos de diabetes tipo II hasta en un 50%.
El aceite de oliva es rico en antioxidantes y otros nutrientes esenciales que pueden ayudar a fortalecer el sistema inmunológico y ofrecerle protección contra las enfermedades.



Aceite de Pescado
El aceite de pescado (omega 3 ) es quizás la más beneficiosa grasa que hay y se encuentra en el pescado, pricipalmente en el pescado azul que son los tipos más grasientos, como el salmón, la caballa, las sardinas y arenques.
Contiene numerosos beneficios, incluyendo la reducción del riesgo de enfermedades del corazón, ciertos tipos de cáncer, la depresión, el ADHD, asma y algunas enfermedades autoinmunes.
Si no comes pescado azul con regularidad, un suplemento de omega 3, es indispensable y más si haces deporte.


Conclusión

No debes tenerle miedo a las grasas buenas ya que es un nutriente esencial, 
lo único es que debes meter la cantidad correcta y no acompañada de muchos hidratos de carbono para que no se acumulen como grasa.
Culturismototal: Eduardo Domínguez


Artículos relacionados: