Como perder peso y no volver a recuperarlo

Como perder peso de forma saludable y no volver a recuperarlo.

                                                                          

Os daré unos consejos de como perder 
la grasa corporal y no morir en el intento. 
Una cosa es perder peso y otra muy 
diferente la grasa corporal, a continuación describiremos ambos modelos.


Perdida de peso sin realizar ejercicio 
físico

La pérdida de peso lograda sin realizar 
ejercicio físico está la mayoría de las
veces abocada al fracaso y ¿ por que?, 
os lo explicaré.

Cuando perdemos peso sin hacer 
ejercicio, perdemos también masa 
muscular y que pasa entonces, pues que 
nuestro cuerpo al tener menos músculo necesita menos calorías ya que nuestra masa muscular es un determinante fundamental en nuestro metabolismo, es decir, a más masa muscular mas calorías necesitaremos y a menos masa muscular menos calorías, es decir nuestro metabolismo se ralentiza por ejemplo:

Si antes de perder peso tenías 70 kilos de músculo mas 20 de grasa, en total
90 kilos, y que necesitabas 2000 kcalorías para alimentar esos 70
kilos de músculo ( ya que la grasa no consume calorías solo es un depósito de reserva) , ahora supongamos que has perdido 10 kilos en 3 meses pero esos 10 kilos perdidos no serían de grasa sino 5 de músculo y 5 de grasa, por lo tanto solo tienes ahora que alimentar 65 kilos de músculo así que  tu metabolismo bajaría a 1750 Kcalorías, por lo tanto tu nivel está mucho más bajo y será muy difícil mantenerte, ya que en cuanto empieces un poco a comer normalmente engordarás un poco más que antes ya que el músculo difícilmente lo recuperas solo la grasa, por eso viene el rebote de muchas dietas. Obviamente la cosa es muchísimo mas complicada de lo aquí expuesto, es para que entendáis que la pérdida de peso sin ejercicio no es recomendable.



Pérdida de peso realizando ejercicio físico

Ahora vamos al caso de la perdida de peso haciendo deporte, donde la cosa cambia. Primero porque si gastamos 500 kcalorías más al día, solamente comiendo igual perderás medio kilo por semana, pero la cosa no queda aquí,
si no que a la vez tonificarás y desarrollarás tu musculatura, la cual también
gastará mas calorías y si el deporte elegido es el fitness a la vez moldearás
tu cuerpo. Todo esto sin contar las innumerables ventajas para nuestra salud.
Os pondré otro ejemplo: si la persona del ejemplo de antes que tenía 70
kilos de músculo y 20 de grasa, en un tiempo su masa muscular aumentará
y su cuerpo necesitará mas calorías, por lo tanto si sigue comiendo igual
seguirá poco a poco perdiendo.  

Consejos:

1.- Muy importante hacer deporte, al menos 4 o 5 horas semanales. Recuerda
que el trabajo cardiovascular es el que quema la grasa como fuente de energía, pero tampoco te olvides de tonificar tu cuerpo.

2.- Olvídate de la comida basura, pan blanco, alcohol, repostería, etc, en su
lugar consume productos integrales, proteína de calidad, verduras y frutas.

3.- No bajar mucho las calorías al principio ya que el cuerpo se irá acostumbrando y se estancará, ir bajando calorías paulatinamente si por
ejemplo empiezas por 2200, cuando llegue a una semana que no pierdas, quita 200. Tampoco se puede bajar de 1500 por lo tanto llegado este punto
tendremos que pasar a dietas Zig-Zag, es decir días de altas con bajas calorías para sorprender al cuerpo, esto lo explicaré en otro artículo.

4.- No tener miedo a los hidratos de carbono, si se hace deporte esta es nuestra energía por lo tanto nos hace falta, pero con dos condiciones, primero
que sean de bajo índice glucémico y segundo no comerlos a partir de media tarde, en la cena solo proteínas y verduras. Aclarar que después del entreno
si hay que tomar hidratos rápidos pero solo después de este.

5.- Comer 5 comidas al día, muy importante y jamás saltarse el desayuno, aunque no debemos saltarnos ninguna comida. 

6.- No te gastes dinero en productos milagrosos porque no los hay, si no nadie estaría gordo, págate mejor un gimnasio y comida sana que es mucho mas efectivo.

7.- Tómatelo con calma pero se perseverante ya que no es cosa de semanas
si no de meses, te recuerdo que el peso lo has cogido en años y no te lo puedes quitar de un mes para otro.

8.- Ponte un objetivo semanal como por ejemplo la pérdida de medio a un
kilo, mas no es bueno ni recomendable. Recuerda sin prisa pero sin pausa.
Mentalízate de que lo vas a conseguir y repítelo cada día, "lo conseguiré".

9.- Una vez que consigas tu peso, mantente con el, pésate cada semana y
controla de no subir mas de 2 kilos, recuerda el trabajo que te ha costado perderlo. También decirte que una vez aquí te puedes permitir algunos caprichos pero con moderación.

Podría seguir con innumerables consejos, pero estos los podéis encontrar en
el blog, tanto en el apartado de dietas como en rutinas de entreno.

Suerte... y no perdáis ni un minuto más.


Artículos relacionados: