Funcionamiento del Tiroides

Funcionamiento del tiroides y reactivación 
       
Voy a describir cual es el funcionamiento de la glándula 
tiroides y como resucitar su 
función, ya que es muy 
importante para nuestro 
organismo que esta glándula 
funcione correctamente, 
tanto para un nivel aceptable 
de grasa corporal como para 
el aumento de la masa muscular, 
como es en el caso de nuestro deporte, el culturismo.

La glándula tiroides es una glándula endocrina, que está localizada en el cuello, justo en frente de la garganta, junto al cartílago tiroides. Pesa entre 15 y 30 gramos en el adulto, y está formada por dos lóbulos en forma de mariposa a ambos lados de la tráquea.

La glándula tiroides regula el metabolismo del cuerpo y regula la sensibilidad del cuerpo a otras hormonas, por lo tanto su buen funcionamiento hará que las demás hormonas funcionen correctamente. 


Aunque las hormonas tiroideas ejercen múltiples acciones en el organismo, las más importantes son el crecimiento y la maduración, así como su acción sobre el metabolismo. Las hormonas tiroideas son las principales reguladoras del metabolismo basal a través de sus acciones sobre las mitocondrias y sobre la bomba de Na+/K+ ( bomba sodio-potasio ). El aumento de los niveles de hormonas tiroideas produce un incremento del número y tamaño de las mitocondrias. Este aumento de la actividad mitocondrial se debe en parte a la estimulación de TRs mitocondriales, y es reflejo de la existencia de un mayor consumo de oxígeno en la cadena de transporte de electrones, y por lo tanto, de un aumento de la síntesis de ATP.

Las hormonas tiroideas ejercen también complejos e importantes efectos sobre el metabolismo de proteínas, lípidos e hidratos de carbono. Cuando existe una deficiencia de hormonas tiroideas, tanto la síntesis como la degradación de las proteínas están disminuidas, lo que indica que las hormonas tiroideas estimulan ambos procesos. Las hormonas tiroideas modifican también prácticamente todos los aspectos del metabolismo de los hidratos de carbono, como aumentar la absorción intestinal de la glucosa, estimular la glucogenolisis y glucogenogénesis hepáticas y favorecer la utilización de glucosa en el hígado, músculo y tejido adiposo. Sin embargo no produce modificaciones en la glucemia.

Las hormonas tiroideas son derivados yodados del aminoácido Tirosina, por lo tanto la falta de estos dos nutrientes a través de la dieta, pueden hacer que nuestra tiroides no funcione correctamente, sobre peso o dificultad para perderlo, cansancio, depresión, apatía, pueden ser síntomas de que nuestra tiroides no funciona bien. 

Aquí una lista mas completa de síntomas de hipotiroidismo:

  • Cansancio/fatiga.
  • Sobrepeso.
  • Dolor de cabeza al despertar.
  • Depresión/ansiedad.
  • Estreñimiento.
  • Calambres musculares.
  • Bajas defensas.
  • Problemas digestivos crónicos, gastritis, reflujo, gases.
  • Piel fría y pálida con disminución de la sudoración, pueden aparecer erupciones cutáneas. Piel seca
  • Intolerancia al frío.
  • Irregularidades menstruales.
  • Infertilidad /aborto espontáneo.
  • Dificultad para concentrarse.
  • Mala memoria.
  • Anemia
  • Enfermedad cardiovascular.
  • Colesterol o triglicéridos elevados.
  • Caída del pelo.
  • Inflamación de los párpados y de las piernas.
  • Uñas débiles.


Síntomas de hipertiroidismo:

  • Cambios en el apetito.
  • Mareos.
  • Nerviosismo y pulsaciones altas.
  • Irritabilidad.
  • Diarrea.
  • Caída del cabello.
  • Problemas de fertilidad.
  • Dificultad para dormir.
  • Exceso de sudoración.
  • Agrandamiento de la tiroides ( bocio ).



Funcionamiento de glandula tiroides

1.- La hipófisis libera tirotropina (TSH) en respuesta a la estimulación del hipotálamo. Esta TSH estimula la tiroides para aumentar su captación del yodo presente en la sangre para la producción de hormonas tiroideas (T4 y T3). Cuando la función tiroidea disminuye, la hipófisis libera más TSH para incrementar su estimulación y consiguiente liberación de T3 y T4. Esta hormona como todas se realimenta negativamente, es decir si hay mucha cantidad en sangre, disminuye su secrección y viceversa.



2.- La tiroides produce principalmente la hormona llamada tiroxina (T4) a partir de los siguientes nutrientes:

  • L-TIROSINA.
  • Yodo.

3.- En las células de muchos tejidos, especialmente del hígado, la T4 es transformada en su forma activa, la T3. Para hacer esta conversión de T4 a

T3 las células necesitan:

  • Selenio.
  • Vitamina C (ácido ascórbico).
  • Las varias formas de vitamina E (D-Alfa, D-Gamma, D-Delta, D-Beta).
  • Zinc.
  • Cobre.

4.- La T3 activa un mecanismo dentro de la célula que “enciende los motores”. Este es el paso final y conclusivo de la función tiroidea. Para hacerlo la célula requiere:
  • Vitamina A.
  • Zinc.
5.- Una vez que sus “motores” arrancan, las células utilizan otros nutrientes en el proceso para quemar sus combustibles y producir energía.


Causas del hipotiroidismo

EL hipotiroidismo es una disminución de la función tiroidea que ocurre por algún fallo en los pasos antes ilustrados, es decir puede ser causado por:
  • Falta de cualquier nutriente requerido para el funcionamiento de la tiroides.
  • Uso de antiácidos, anticonceptivos hormonales, antidepresivos o antiepilépticos.
  • Altos niveles de estrógeno por aumento de la TGB.
  • Radiación de los rayos X (médicos y odontológicos), y la radioterapia en el tratamiento del cáncer.
  • Cirugías de la tiroides efectuadas con la intención de corregir el hipertiroidismo (exceso de función tiroidea).
  • Estrés, tanto emocional como físico.
  • Mala alimentación.
  • Infecciones recurrentes.
  • Exposición a ciertas toxinas presentes en el aire, en aguas “potables” y en algunos alimentos, especialmente metales pesados y agroquímicos.
  • Reacción inmunitaria exagerada que ataca la glándula tiroides.
  • Embarazo.

Fórmula para aumentar tu metabolismo y resucitar tu tiroides



Para rehabilitar el funcionamiento de la glándula tiroides recomendamos tomar tres veces por día, 20 a 30 minutos antes de las comidas, la fórmula con los siguientes nutrientes:



Nutrientes necesarios para la síntesis de T4:

  • 500 mg de L-Tirosina
  • 460 mcg de yodo (yoduro de potasio)


Nutrientes necesarios para la conversión de T4 a T3 y evitar la conversión 
a T3r:
  • 325 mcg de selenio (L-seleniometionina)
  • 75 mg de vitamina C (ácido ascórbico)
  • 50 UI de vitamina E (tocoferoles mixtos)
  • 15 mg de zinc (zinc citrato anhidro)
  • 15 mg de cobre (gluconato de cobre)
Nutrientes necesarios para mejorar el efecto que causa T3 sobre las células:
  • 2000 UI de vitamina A (acetato de retinilo)
  • 1-2 mg de Betacaroteno
Nutrientes que ayudan a eliminar varias toxinas y estrógenos que interfieren con la función tiroidea:
  • 10 mg de vitamina B6 activa (piridoxal-5-fosfato)
  • 80 mcg de vitamina B12 (metilcobalamina)
Nutrientes importantes para la producción de energía a nivel celular:
  • 10 mg de vitamina B2 (riboflavina)
  • 10 mg de vitamina B3 (ácido nicotínico)
  • 99 mg de potasio (cloruro de potasio)
  • 10 mg de hierro (fumarato ferroso)
Esta fórmula se puede tomar sobre un período extendido sin ningún problema. Una vez recuperado el funcionamiento de la tiroides (TSH entre 0.5 y 2.0 mIU/L), puedes tomar una cápsula cada día antes de desayunar con fines preventivos. Recomendamos adicionalmente el uso de un multimineral que tenga todos los oligoelementos esenciales.
También se puede tomar esta fórmula para acelerar la respuesta de los anabolizantes, aunque no se tenga hipotiroidismo.


Costumbres alimenticias para que tu tiroides funcione adecuadamente.

El Agua 

Es importante tomar agua mineral natural que no contenga metales pesados como cloro, flúor y otros compuestos tóxicos. Al menos 2,5 litros por día en adelante.

Eliminar o minimizar los alimentos que suprimen la Tiroides

Los principales alimentos que suprimen la tiroides son: soya, cítricos,
lácteos, maní, mostaza y cereales como el trigo, avena, centeno, cebada, triticale, espalta, kamut, alforfón, quinoa, mijo, arroz y amaranto.
Las bebidas y alimentos estimulantes pueden incrementar el estrés y agravar el hipotiroidismo, por lo tanto eliminar también el consumo de: café, té, gaseosas,
chocolate, bebidas energizantes, etc.

Aumenta el consumo de alimentos que Favorecen la Tiroides
  • Fuentes de L-tirosina: Carne, Pollo, Pavo Natural, Pescado, Cerdo, Huevos 
  • y otras fuentes de proteínas animales.
  • Fuentes de Cobre: Ostras, Nuez de Brasil, Almendras, Avellana, Nuez de Nogal, Nuez Pacana, Arvejas, Hígado de Res.
  • Fuentes de Vitamina A: Hígado, Ají Rojo, Zanahoria, Col Verde, Durazno, Batata, Perejil, Espinaca, Acelga, Hojas de Remolacha, Cebollín, Auyama, Mango, Durazno y Berros.
  • Fuentes de Vitamina E: Aceite de Germen de Trigo, Semillas de Girasol, Almendras y Aceite de Oliva.
  • Fuentes de Vitamina C: Acerola, Guayaba, Pimentón Rojo y Verde, Ají rojo, Col Verde, Perejil, Brócoli, Coles de Bruselas, Berros, Coliflor, Repollo Morado, Fresa, Papaya, Espinaca.
  • Fuentes de Selenio: Nuez de Brasil, Germen de Trigo, Mantequilla (no margarina), Vinagre de Cidra de Manzana.
  • Fuentes de Yodo: Algas Marinas, Mariscos, Pescado y Huevos.
  • Fuentes de Zinc: Ostras, Jengibre, Cordero, Nuez Pacana, Nuez de Brasil, Almendras, Nuez de Nogal, Arvejas y Sardinas.

Disminuye tu consumo de azúcares

El consumo de azúcares y otros carbohidratos incrementa el estrés, aumenta la inflamación y agrava el hipotiroidismo. Bajar o eliminar tu consumo de azúcar, panela, dulces, harinas refinadas, grasas saturadas, comida procesada y plátano te ayudarán a reencontrar el equilibrio hormonal y resucitar tu tiroides.

Fuentes de información:
- lorenaalvarezgonzalez.com
- Libro: Endocrinología, de Victor M. Arce, Pablo F. Catalina y Federico Mallo.

Artículos relacionados: